zona privadazona privadafacebookfacebook
MENÚ
En Riudecanyes, año 1826, comenzó esta bella historia: dos mujeres, Teresa Toda y Teresa Guasch...
Aquel grano de mostaza que en 1878 fue echado en los campos de la Iglesia, se ha desarrollado sólidamente.
Creced como violetas, volad como palomas, con sencillo corazón.
Siendo para los jóvenes y niños, madres, maestras y amigas.
Nos esforzamos para que los distintos lugares donde desarrollamos nuestra misión sean espacios de acogida.

NOTICIAS

en portada
17/06/2015
Fraternidades Colombia

Compartiendo el encuentro de nuestra Fraternidad Carmelitana de Bogotá, en la visita canónica de nuestra Superiora General.

Por la Familia Juan Rubiano Fernández,
Daniel Rubiano de Francisco y
Adriana de Francisco Larrañaga

Un camino al encuentro con nuestro ser interior

El pertenecer al grupo de Fraternidades ha sido una experiencia gratificante porque nos ha permitido saber que en nuestro interior existe un ser de infinita misericordia que nos enseña, a través de sus experiencias nuestra unidad con el otro. Ha sido maravilloso conocerlo a través de personas que en su vida tan sencilla y normal, experimentaron la dicha de tener al Señor como fuente y gozo de vida. Conocer a las dos Teresas, a Santa Teresa de Jesús, a San Juan de la Cruz inspiró nuestro camino a la santidad, como nos lo decía el Padre Jesús Fernández. Es así como la congregación de Hnas. Carmelitas Teresas de San José a través de las lecturas y horas de formación permitieron que nuestro aprendizaje fuera más significativo.

Fue un gran placer el reencontrarnos, el sábado 30 de mayo, con la Fraternidad Carmelitana, representada en esta ocasión no solo por las Hermanas y fraternos presentes en Colombia, sino que tuvimos entre nosotros a la Hna. María Rosa Bernardo Llamazares, Superiora General, y a la Hna. María Lourdes Marco Playá, Delegada General de Pastoral, procedentes de España. El mensaje de amor y compromiso que nos trajeron y que nos fue tan brillantemente transmitido por la Hna. María Lourdes, nos ha dejado realmente maravillados ante el camino tan grandioso que nos encontramos recorriendo, un camino pleno de gracia, de divinidad y de servicio.

Como regalo final, celebramos la Eucaristía, donde confirmamos nuestro compromiso de seguir el ejemplo que nos han dejado esas dos grandes almas, como lo son las Venerables Madres Teresa Toda y Teresa Guasch.

Que el espíritu que anima a la comunidad Carmelo-Teresiana tenga pleno eco en nuestro desarrollo como aspirantes a dar fruto que contribuya a forjar un mundo mejor.

Felices queremos continuar en este camino y así permitir que como pareja y familia, con nuestro hijo, la espiritualidad Carmelitana sea parte de nuestro crecimiento y fortalecimiento de ese castillo interior al que se refiere con gozo, Santa Teresa de Jesús.

Infinita gratitud y abrazos para la gran Fraternidad Carmelitana de toda la Congregación.

 

 

Fraternidades Colombia
galería
GALERÍA DE IMÁGENES
Fraternidad Colombia
Fraternidad Colombia
Fraternidad Colombia